Saltar al contenido

parpadeo

Cristiano Ronaldo también se emociona

ronaldo

Cristiano Ronaldo ha batido el récord de goles en el Real Madrid. Ha marcado más que Raúl González o Alfredo Di Stefano. Y además, se lo han reconocido con un homenaje en su equipo. Eso emociona a cualquiera. Y, en este caso, la emoción de Cristiano la podemos ver en su parpadeo.

Fijaos en el min. 1’11. Dice “jamás me planteaba, cuando vestí por la primera vez la camiseta del Real Madrid”. En medio de esa frase, Cristiano Ronaldo hace un parpadeo emocional.

Parpadeamos por varios motivos: porque necesitamos hidratar el ojo de vez en cuando, porque buscamos información en nuestro cerebro a través del parpadeo, porque queremos pasar página cuando algo no nos gusta o nos incomoda, pero también, como es el caso, cuando nos recogemos en nuestra emoción.

El parpadeo emocional se distingue claramente del resto de parpadeos en cuanto a su duración: es más largo que el resto de parpadeos.

Sin embargo, y aquí viene lo interesante del momento, lo que, a priori, podemos pensar que es una emoción de alegría al recordar sus principios en el Real Madrid se torna en incomodidad por los siguientes microgestos:

  • Justo después del parpadeo emocional, Cristiano Ronaldo hace un aleg (min. 1’12). Da un paso atrás y vuelve. Se aleja de la situación y vuelve. Hace poco, vimos este gesto en una entrevista muy comentada de Rajoy. Puedes leerlo pinchando aquí.
  • A continuación (min. 1’15), Cristiano Ronaldo se rasca la parte externa superior de su oreja derecha. Algo que tiene que ver con el exterior le molesta.

ronaldo micropicor

  • Por último (min. 1’17), Cristiano recoge sus labios hacia dentro. No está diciendo todo lo que piensa.

ronaldo ostra

Como véis, sí que hay una emoción, pero muy probablemente, Cristiano Ronaldo esté recordando algún episodio que no le gustara. Y es que los comienzos no suelen ser fáciles nunca. Ni siquiera para una estrella del fútbol.

Si este post te ha parecido útil, puedes registrar tu e-mail en el formulario de suscripción (a tu derecha en el ordenador o abajo del todo en el móvil), y te llegará un mail con cada nuevo artículo.

 

10 curiosidades sobre Comunicación No Verbal Científica que (quizás) no sabías

Curiosidades sobre Comunicación No Verbal Científica

1- La comunicación no verbal, esto es, todo lo que no es el discurso de la palabra, representa un 93% de la información en un proceso de comunicación en el que intervengan emociones o afectividad. Este dato no lo doy yo ahora, sino que proviene de Albert Mehrabian, y es de 1972.

2- Tenemos unos 86.000 millones de neuronas al nacer. Y cada día se nos mueren 86.000, una por segundo. Aún así llegamos a la vejez con muchas neuronas (a los 80 años, se nos habrían muerto unos 2.500 millones de neuronas).

3- Hay cientos de micropicores definidos por todo el cuerpo en Sinergología (rama que estudia los gestos inconscientes y semiconscientes del cuerpo y la cara, y en la que se apoya la comunicación no verbal científica). El micropicor se produce por una vasodilatación de los músculos o partes del cuerpo que desearíamos activar pero que controlamos. ¡Y cada micropicor significa una cosa!

4- Hay 9 posiciones sentadas en la silla definidas en Sinergología, y cada una tiene un significado muy concreto. Este conocimiento nos es muy útil a la hora de negociar o de detectar mentiras, por ejemplo.

5- Existen 7 expresiones faciales básicas, comunes a toda la especie humana, pero hay más de 10.000 expresiones secundarias catalogadas. Según Eric Patterson, la función más importante de una expresión facial es que la otra persona sepa cómo vamos a actuar.

6- Los bebés de 18 meses ya son capaces de sonreir a voluntad. La sonrisa es la expresión facial que más fácilmente fingimos; incluso, la utilizamos para gestionar emociones negativas.

7- El tacto es fundamental en la comunicación no verbal. Lo demostraron en la Universidad de Purdue (EEUU), en la que una psicóloga se hacía pasar por bibliotecaria. Cada vez que un estudiante le preguntaba algo, le tocaba levemente mientras les daba la indicación, y sin sonreir. Luego les pasaron un cuestionario, y, sorprendemente, casi todos creían que les había sonreido y que no les había tocado.

8- Las mujeres no nos tocamos más el pelo que los hombres, contrariamente a lo que se piensa. Las personas que tienen el pelo largo, y por tanto, lo tienen más presente, son las que más se lo tocan. Independientemente de su sexo.

9- La forma en que alguien te da la mano te proporciona muchísima información, que luego puedes utilizar en la conversación. Puedes saber si esa persona es dominante, sumisa, se siente superior a ti, si le interesas o no…

10- Tardamos sólo un quinto de segundo en hacer un primer juicio de alguien. Y eso nos ha permitido hasta la fecha sobrevivir como especie.

Si este post te ha parecido útil, puedes registrar tu e-mail en el formulario de suscripción (a tu derecha en el ordenador o abajo del todo en el móvil), y te llegará un mail con cada nuevo artículo.

El Parpadeo emocional

Hay varios tipos de parpadeos. Parpadeamos por necesidades fisiológicas de hidratación de los ojos, aunque también lo hacemos para buscar información en nuestros “archivos” o para “pasar página” en situaciones que no nos gustan. Pero hay un parpadeo que se distingue claramente de los demás, por la larga duración del mismo. Se trata del parpadeo emocional. Con este parpadeo, más lento en su ejecución que el resto de parpadeos, accedemos a información interna de tipo emocional. En el siguiente vídeo, Luis Bárcenas atiende a los medios a su salida de la cárcel.  Fijaos en lo que está diciendo justo cuando hace el parpadeo emocional.