Saltar al contenido

pablo motos

Alejandro Sanz y el caso Noos

alejandro-sanz-invitado-a-el-hormiguero-3.0-mas-especial-para-pablo-motos

El Hormiguero tuvo este lunes pasado a Alejandro Sanz como invitado. Como es costumbre en el programa, Pablo Motos hizo al comienzo del programa una entrevista al cantante, en la que hablaron de todo un poco. Y, cómo no, salió el tema del juicio por el caso Noos. Eso nos ha permitido asistir a un momento no verbal precioso. Mirad primero en el vídeo.

Si os fijáis, a partir del min. 1’20, Alejandro Sanz hace un balance del cuerpo, que implica incomodidad, para después cambiar de posición. Fijaos en la foto:

alejandro sanz alej

¿Véis la diferencia entre cómo está sentado Pablo Motos y cómo está sentado Alejandro Sanz? Éste último se está alejando todo lo que puede de su interlocutor. Está haciendo lo que en Comunicación No Verbal Científica llamamos aleg. Puedes leer más sobre el aleg pinchando aquí. Además, está rascando la parte externa de su antebrazo izquierdo. La lectura de este gesto, a esa altura sería algo así como: “el otro me pone nervioso y me protejo”. Si el micropicor se produjera más arriba, la amenaza que sentiría Alejandro Sanz sería más fuerte, porque estaría más cerca de su ego. Pero en esta ocasión, simplemente se trata de un tema del que le incomoda seguramente hablar.

Y, de hecho, cuando acaba de rascarse el antebrazo, deja la mano derecha en la muñeca izquierda, a modo de microfijación (a partir del min. 1’34).

alejandro sanz microfijacion

Los gestos en las muñecas están relacionados con la voluntad o no de cambio. Seguramente, en este caso, Alejandro Sanz querría dejar este tema un tanto comprometido para él.

Es más, vemos en el min. 1’44 cómo martillea con la punta de los dedos la mesa. Está impaciente, seguramente por que esta conversación acabe.

Por último, os quiero hablar de una microfijación, que hace en el min. 1’53.

alejandro sanz microfijacion boca

Con el pulgar hacia arriba, sostiene su cabeza con la mano izquierda, dejando el índice en forma de montaña sobre la boca. La lectura de este gesto sería algo así como “no estoy de acuerdo contigo, pero me voy a callar”. Por cierto, fijaos en su mano derecha: está tensa, con el pulgar hacia dentro. El pulgar tiene que ver con nuestra relación con el entorno. Un pulgar que se esconde es el de una persona que en ese momento no está donde querría estar o con quien querría estar.

Alejandro Sanz sonreía y parecía estar siguiéndole la conversación a Motos; no obstante, como véis, Pablo Motos hizo pasar un mal rato a Alejandro Sanz si nos fijamos en su comunicación no verbal. Y es que este tipo de conversaciones en público que conllevan cierta polémica no deben de ser del agrado de muchos artistas que dependen de contratos muchas veces de ayuntamientos, diputaciones,… para realizar su actividad profesional. Y muchos prefieren mantenerse al margen. Hasta que llega Pablo Motos y les tira de la lengua.

 

 

Soraya Sáenz de Santamaría en El Hormiguero

Soraya-Saenz-Santamaria-baila-Hormiguero_EDIIMA20151007_0823_18

El pasado martes, Soraya Sáenz de Santamaría visitó el popular programa de Antena 3, El Hormiguero. Analizamos el vídeo de los primeros minutos de su aparición, en los que podemos comprobar a través de una serie de gestos el sacrificio que seguramente supuso para una señora acostumbrada a hablar de cosas serias, el tener que enfrentarse a un programa de diversión comandado por Pablo Motos y las 2 hormigas más famosas de la tele, Trancas y Barrancas.

¿En qué podemos notarlo?

Fijémonos primero en las manos (min. 0’33). En cuanto se sienta, pone las manos en cuchillo, esto es, entrelazando los dedos de una mano y otra. Y además cierra con cierta presión. Eso es indicador de una protección con tensión. Me siento incómoda y tensa y me protejo. Puede ser algo normal, puesto que la entrevista acaba de comenzar. Sin embargo, vemos que durante todo el vídeo, suele volver a esa posición de manos. Cada vez se va soltando un poco más en la entrevista, da respuestas más largas, pero los nervios van por dentro.

soraya el hormiguero

A continuación (min. 0’54), Soraya se rasca el dedo índice izquierdo, justo cuando Pablo Motos le está enumerando los cargos que tiene. Su propia autoridad le está haciendo sentir incómoda.

soraya el hormiguero indice izquierdo

 

Soraya, una señora seria en un programa de humor. Menos mal que luego bailó… 🙂

Si este post te ha parecido útil, puedes registrar tu e-mail en el formulario de suscripción (a tu derecha en el ordenador o abajo del todo en el móvil), y te llegará un mail con cada nuevo artículo.

 

Dónde miramos cuando nos emocionamos

Pablo-Motos-se-confiesa-con-Be_54437763078_54028874188_960_639

Hace unos días, pudimos ver a Pablo Motos abriendo su corazón a Bertín Osborne, en una entrevista muy personal, que tocaba un tema tan duro como el de la Fibrosis Quística. Pablo Motos recordaba lo que le sucedió con dos niños que la padecían y el duro trago que supuso para él saber que murieron unos meses después de que les entrevistara.

Si os fijáis, durante prácticamente todo el vídeo, su mirada va hacia abajo. Podemos construir un discurso en nuestra cabeza, crear una opinión o bien recordar un hecho mirando hacia arriba, hacia el centro o hacia abajo. Cuando miramos hacia arriba, estamos visualizando, vemos las imágenes de lo que estamos pensando. Cuando miramos al centro, lo que hacemos es escuchar; recordamos o construimos el discurso a través de los sonidos o las palabras. Y, por último, podemos mirar hacia abajo. Esto lo hacemos cuando el recuerdo o la construcción del discurso es emocional.

Aunque todos tenemos una forma de procesar la información de preferencia, en una conversación emocional como la que tienen Pablo Motos y Bertín Osborne, lo normal es que se mire hacia abajo, hacia la emoción.

Si este post te ha parecido útil, puedes registrar tu e-mail en el formulario de suscripción (a tu derecha en el ordenador o abajo del todo en el móvil), y te llegará un mail con cada nuevo artículo.